Clínica Asturias: C/ Naranjo de Bulnes, 4 33012 - Oviedo

902 28 60 60

    Principales tipos de manchas cutáneas

    16 de Septiembre de 2015

    En verano colmamos nuestra piel de cuidados y atenciones, tratamos de protegerla de los rayos nocivos del sol y hacemos bien, ya que en la época estival la incidencia de los rayos ultravioleta es mayor. Sin embargo, es un error cuidar nuestro cutis exclusivamente en verano. Como centro de cirugía estética en Oviedo queremos destacar que para evitar la aparición de manchas en la piel es importante proteger la piel durante todo el año. Ante la aparición de nuevas manchas cutáneas lo más adecuado será acudir a un especialista para que las examine y realice un diagnóstico, señalando qué tratamiento será el más adecuado para eliminarlas.

    Los melanocitos son las células que se encargan de distribuir la melanina por nuestra piel. Las manchas en la piel se producen como consecuencia de un reparto desigual de la melanina, sustancia que se encarga de oscurecer nuestra piel en verano ante los rayos del sol. Desde Clínica Sanchez Lorenzo queremos hacer hincapié en que existen muchos tipos de manchas en la piel y algunas de ellas pueden resultar peligrosas. Las que suelen aparecer con más frecuencia son las siguientes:

    1. Lunares o nevus: Pueden aparecer en cualquier parte de nuestro cuerpo y tener diferentes tamaños. Se producen por una acumulación de melanocitos superior a la habitual. Cuando los lunares son asimétricos, presentan un cambio en la coloración, cuentan con bordes irregulares o aumentan su tamaño deberás ir al dermatólogo para que los examine.

    2. Lentigos: Manchas parduzcas, similares a los luneras aunque de mayor tamaño, que pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo. En algun caso puede ser maligno.

    3. Pecas: Suelen aparecer en personas con un tono de piel claro, se trata de pequeñas manchas parduzcas y aparecen en zonas de mayor exposición solar como la cara o los brazos. En verano, con los rayos del sol pueden cambiar de color, haciéndose más visibles.

    4. Melasma: Son manchas con una tonalidad marrón que suelen aparecer en la cara. Es habitual que se den en mujeres de más de 30 años, ante la ingesta de anticonceptivos, embarazos o desajustes hormonales.

    5. Melanoma: Es un tumor maligno cuyo diagnostico en estadios precoces es fundamental para conseguir su curación. Tienen el aspecto de un lunar "feo", con irregularidades, diferentes pigmentaciones entre el negro y marrón, ulceraciones, etc. El número de melanomas se ha incrementado en nuestro país cerca del 40% en cuatro años y las previsiones de los dermatólogos no son demasiado halagüeñas. De hecho, se estima que el número de casos se multiplique por tres en los próximos quince años. Por ello, desde nuestro centro de cirugía estética en Oviedo queremos destacar, una vez más, la importancia de cuidar nuestra piel durante todo el año y exponerse a los rayos solares de forma responsable y con fotoprotección.